AGRADECE NUESTRO DIRECTOR A TODOS POR LAS MILES DE FELICITACIONES RECIBIDAS EN SU RECONOCIMIENTO

POR JUAN CASTILLO BORJA (CASBOR 87)


Al no poder hacerlo personalmente en estos días, quienes agradecer a cada uno de ustedes amigos o amigas) por sus muestras de cariños recibido en la entrega del reconocimiento que recibí por mis primeros 50 años de cronista deportivo, y también para festejar un año mas de vida este 27 de enero.


Gracias, muchas gracias, no solo me han hecho mi día, sino todo el resto de mi vida, porque no esperaba tal acontecimiento, con esa buena respuesta de parte de todos ustedes, por los que fueron y también por aquellos que se reportaron telefónicamente que diversas circunstancias les impedía estar presentes.


Creo que la muestra de cariño manifestada, es mas que una prueba mas de la relación que tengo con tantos y tantos buenos amigos que a lo largo de estos 50 años de cronista mas los 10 años como trabajador de talleres se ha logrado, a todos ustedes los llevo en mi corazón, porque cada uno de ustedes han formado parte de su carrera laboral y aunque desde el año anterior debí festejar con el reconocimiento del Gobierno del Estado, nunca es tarde y lo recibiré el mes de junio al lado de su hermano Carlos Javier Castillo Borja y recordando a Antonio Ruiz Coronado.


Incluso el año anterior la coordinación deportiva de la unidad Saltillo de la Universidad Autónoma de Coahuila, a través de Jorge H. Rodarte de manos del rector Salvador Hernandez me entregaron una placa en un gran evento y posteriormente el Instituto Estatal del Deporte de los Trabajadores con su secretario general Omar de los Santos Mendoza le entregaron uno mas...Gracias a ambos.


Agradecer a dios por darle la facultad de escribir, hablar y leer lo que tanto me a gustado y ha sido mi pasión, los deportes, también a todos los propietarios, dueños y directores de los diferentes medios de comunicación por donde he transitado, ya que sin ese apoyo no hubiera sido posible hacer posible estos primeros 50 años de vida periodística, en donde también se fueron forjando grandes compañeros que ahora ya son toda una realidad en su vida periodística.


A todos en general, muchas pero muchas gracias a nombre mio y de su esposa Maria Teresa Leos Zuñiga y mis hijos Marcelo e Ileana....Gracias por todo y mi vida va a continuar con el favor de dios y de todos ustedes.